ISRAEL - LA TIERRA SANTA

ISRAEL

La tierra Santa

Aeropuerto Ben Gurion
Israel es un país que cambió mi vida y la de muchos que me acompañaron durante todo el tiempo que viví en él. 

Fue fundado en el año 1948, cuando en la sede de las Naciones Unidas se votó a favor de la creación del nuevo estado judío.

Desde entonces la inmigración de los
judíos de todo el mundo ha sido constante pero también coexiste con los árabes musulmanes, cristianos, drusos y samaritanos.

Iglesia del Santo Sepulcro - Jerusalem
En el año 1998 por azares del destino decidí viajar a Israel por primera vez, no era exactamente un viaje que había planificado, sino que fue a consecuencia de la insistencia de una amiga quien me decía que debería de ir, hoy por hoy me alegro mucho de haberle hecho caso, no solo amo a ese país por su historia, sino por sus parajes naturales ya que lo tiene todo; nieve, desierto, playa, modernidad, cultura, religión. 

cementerio del Monte de los Olivos
Desafortunadamente es un país que vive en constante violencia pero en el año que fui a visitarlo por primera vez no había guerra, ni terrorismo; una moderada calma y momentos de paz se podía respirar en esos día, y yo con un poco de temor iba dispuesto a tomarme 6 meses de vacaciones que bien me los merecía.

Llegué a Israel en julio por primera vez, estaba expectante y muy emocionado porque creo que de alguna forma es el deseo de cualquiera ir al país donde está la cuna y origen de las principales religiones del mundo. En Israel existen muchas religiones pero son las más importantes como todos sabemos:
-         el Judaísmo,
-         el Cristianismo,
-         la religión Musulmana y también
-         el centro de la religión Bahai.

Siempre me imagine que en este país vería a todo el mundo rezando por sus calles y un ambiente religioso muy pesado... Sorpresa! no fue así y no es así. Israel es prácticamente un país laico, con minorías bastante radicales y religiosas pero sus principales ciudades a excepción de Jerusalén, se respira un ambiente bastante relajado, yo más bien diría liberal.

Poco a poco iremos descubriendo sus rincones, ya que es un país fácil de recorrer no solo porque cuenta con excelentes carreteras de Norte hasta el extremo Sur, que no son más que 512 kilómetros.  Desde el punto más al norte que se puede visitar que es Metula hasta las maravillosas playas sobre el Mar Rojo de Eilat.


He realizado varios viajes a Israel desde 1998, ya que en marzo del 2000 decidí regresar y me quedé a vivir 3 años, por lo que decidí atender la escuela del Ulpán para poder aprender hebreo.



Iglesia del Santo Sepulcro - Jerusalem

Salida de Damasco - Jerusalem

Monasterio Ruso cerca del Jardín del Getsemaní

Jerusalem



cementerio del Monte de los Olivos

Fachada de la Salida de Damasco




Comentarios