RABAT



RABAT
El inicio de nuestro viaje por Marruecos fue su capital; RABAT

Esta es la capital política y administrativa de Marruecos desde la independencia en 1956, no es el típico destino turístico, por lo que los visitantes que van a encontrar en esta ciudad una joya aún sin descubrirla totalmente. Su arquitectura colonial es impresionante, y los bulevares de palmeras están bien cuidados y relativamente libres de tráfico.


Rabat tiene una larga y rica historia, y un montón de monumentos para mostrar para que desde los tiempos de los fenicios, romanos, almohades y Merenid. El poder pasó por momentos entre Rabat y Salé, la ciudad blanca a través del río Bou Regreg donde el tiempo parece haberse detenido.

En Rabat también se puede disfrutar de buenos lugares para comer; hay gran variedad de buenos restaurantes alrededor de la ciudad.

Tiene algunas desventajas ya mi parecer el peor es la mala comunicación entre el aeropuerto y el centro de la ciudad.  Tiene una conexión limitada con un autobús y en nuestro caso que llegábamos de noche fue imposible tomarlo porque prácticamente a últimas horas de noche trabaja de acuerdo al horario de llegadas de los aviones.  En nuestro caso viajamos en una aerolínea de bajo costo la cual tuvo un retraso importante de una hora por lo que el conductor decidió no esperar y perdimos la única forma económica de conexión al centro por lo que quedas a la merced de los taxistas que van cobrando de acuerdo a tu aspecto.  Por supuesto que hay un precio para locales y otro para extranjeros

El viaje resultó una odisea,  el conductor no hablaba inglés o español sino únicamente árabe y chapurreaba el francés. Un viaje que nos aseguraron duraría unos 30 - 40 minutos se transformó en caso 2 horas.  Estaba perdido y constantemente se detenida a preguntar a los demás por indicaciones hasta que intuyendo que estábamos cerca de nuestro destino y cansados le pedimos que nos dejará en un punto específico y ya nosotros buscaríamos nuestro destino final.  Entonces inicio otra lucha porque deseaba cobrarnos extra por el tiempo perdido, según el, ya que un viaje que se supone sería de media hora termino siendo de casi 75 minutos sin haber llegado al destino final.  Llegamos casi a la media noche y teníamos hambre y sed, pero en el barrio donde estaba ubicada la casa que alquilamos a través de Airbnb no tenía ni supermercados ni bares ni restaurantes donde encontrar que comer a esa hora.  Así que con mucho calor y cansancio inició nuestra aventura en el país marroquí.

Que ver:

Medina de Rabat:
El barrio de la medina, antigua ciudad de Rabat, fue declarado Patrimonio Mundial de la Unesco en 2012. En realidad es bastante más tranquila si la comparamos con las otras bulliciosas medinas de las grandes ciudades y tiene un ambiente auténtico y si te dedicas a caminarla con tranquilidad podrás encontrarte con una arquitectura fascinante con sus casas estilo mediterráneo pintadas de blanco y azul. Creo que no hay nada más gratificante que disfrutar del zoco. El mercado es muy animado y podrás encontrar toda clase de productos artesanales y animados lugares donde sentarte a tomar un té

Kasbah de Oudayas:
Uno de los lugares más pintorescos de esta ciudad es  Kasbah de Oudayas. Pero qué es una Kasbah?  
Las Kasbah son espacios fortificados de origen bereber. Era un lugar donde las personas se protegían contra intrusos y ataques, pero también donde podían protegerse de las tormentas de arena, o el exceso de frío que podía matar el ganado, por ejemplo. Era un lugar de protección de altos muros.

El pintoresco Kasbah de Oudayas, fue construido hace más de mil años por los Almorávides y después quedo abandonada con la llegada de los andaluces.

Antiguamente se le llamaba como “Mehdiya” pues era como un convento fortificado, desde donde los soldados religiosos partían a pelear en la Guerra Santa contra los cristianos de España, posteriormente con la llegada de los andaluces en el siglo XVII se llamó “Kasbah Andaluse” hasta que los árabes en 1883 la bautizaron como “Kasbah des Oudayas”, nombre con el que se le conoce hasta el día de hoy.

Sus murallas le dan una vista impresionante a la ciudad, cuenta con una entrada que a mí me impresionó y un jardín a lo largo de la muralla que lo rodea con palmeras que hacen de su vista una delicia.

Tan solo entrar nos encontramos una pequeña ciudadela con callejones estrechos y casas pintadas todas de blanco y azul lo cual le da un carácter único, además cuenta con galerías de arte y magníficas vistas al mar.


Mausoleo de Mohamed V:
Esta explanada es un sepulcro realjunto a la Torre Hasán, cerca de la parte final del río Bu Regreg. El mausoleo alberga la tumba del rey Mohamed V, y de sus hijos Hasán II y Mulay Abdellah. Fue construido entre 1961 y 1971, 10 años de trabajo en los que colaboraron más de 400 artistas marroquíes. El diseño del mausoleo fue realizado por el arquitecto vietnamita Eric Vo Toan, y está caracterizado por su estilo clásico árabe-andaluz dentro del arte tradicional marroquí.

El sultán Mohamed Ben Yusef, conocido también con el nombre de rey Mohamed V después de la independencia, fue un monarca muy apreciado por el pueblo marroquí, entre otras cosas debido a haberse negado a aplicar las leyes antisemitas de la Francia del Régimen de Vichy, protegiendo así unos 400.000 judíos marroquís. Es considerado como el "Padre de la nación marroquí moderna" y fue una de las figuras claves en las negociaciones de la independencia de Marruecos.

A mi particularmente me gustó mucho la guardia que rodea al mausoleo dándole un aire más solemne. Este lujoso y muy bien trabajado edificio es de forma cuadricular y puedes acceder desde cualquier punto y por dentro se puede encontrar en la planta baja la tumba del Rey Mohamed y creo que es una visita que no se puede dejar de realizar.






El jardín Nouzhat Hassan:

El jardín Nouzhat Hassan está al lado de las murallas de la ciudad, es el parque más grande y más antiguo de la capital marroquí. Fue creado en 1924

Es un parque de 4 hectáreas, muy amplio pero a mi parecer está bastante descuidado pero cuenta con viejos árboles centenarios. La mayoría llevan una etiqueta con su nombre y su procedencia. Es un lugar que tiene una gran riqueza ecológica.



Vista hacia el mar desde la Kasbah de Oudayas

Vista hacia el mar desde la Kasbah de Oudayas

La Muralla de la Medina 

La Medina de Rabat

Un paseo por la Medina
Puertas impresionantes de la Medina 

Cementerio As-Shouhada en Rabat

Muralla de la Kasbah de Oudaya

Kasbah de Oudaya

Kasbah de Oudaya

Kasbah de Oudaya

Vista desde Kasbah de Oudaya hacia Salé

Vista de Kasbah de Oudaya hacia el Mar

El Faro de Rabat

Vista desde Kasbah de Oudaya

Vista desde Kasbah de Oudaya hacia Sale

Vista de la Kasbah de Oudaya

Jardín de Nouzhat Hassan

Mausoleo de Mohamed V


Entrada a la explanada de Hassan Tower


Guardia de la entrada a la explanada de Hassan Tower

Mausoleo de Mohammed V Rabat

Mausoleo de Mohammed V Rabat

Mausoleo de Mohammed V Rabat

Mausoleo de Mohammed V Rabat

María y Laura en el  Mausoleo de Mohammed V Rabat

Mausoleo de Mohammed V Rabat

Candelabro en la entrada del Mausoleo de Mohammed V

Explanada de la Torre de Hasam





La Guardia Real

Rabat moderna

Imperdible, nuestro primer Cous cous

Comentarios